Cine

Películas para entender el trabajo del jefe de prensa: La pareja del año (2001)

America’s Sweethearts, escrita por Billy Cristal, gran retrato con humor del trabajo de un publicista de cine y sus retos

Joe Roth dirigió el guión de Billy Crystal y Peter Tolan, con Julia Roberts, John Cusack, Catherine Zeta-Jones y Crystal, además de los estupendos Hank Azaria y Stanley Tucci

El publicista Lee Philips (Billy Cristal) ha sido contratado para promocionar la película Time Over Time, protagonizada por Gwen Harrison (Catherine Zeta-Jones) y Eddie Thomas (John Cusack), pareja de famosos actores que ahora han roto y ella mantiene un romance con el coprotagonista Hector Gorgonzolas (Hank Azaria). Como el director no quiere enseñar la película a la prensa hasta el press junket (encuentro con la prensa), cuando todos los periodistas estén en el hotel de Las Vegas donde entrevistarán a los actores, Lee piensa que la mejor forma de promoción será hacerles creer que la pareja ha vuelto. Para ello, contará con la complicidad de Kiki (Julia Roberts), la hermana de Gwen y asistente personal.

El mencionado «press junket» es el motor principal de La pareja del año, que retrata esta fórmula de los grandes estudios para amortizar el tiempo de los actores y que en España adoptamos, como lo hacen ellos, o de una manera menos costosa: en vez de hotel de lujo, el junket lo hacemos en el propio cine donde antes u otro día se ofrecido un pase para la prensa. Sentados en una suite, reciben a los periodistas cada pocos minutos, uno a uno o por pequeños grupos, con el fin de ser entrevistados por todos o por los seleccionados por el publicista, tras la aprobación de los agentes de los «talents» -como se denomina a los protagonistas, director y, también a veces, al productor, o sea, a los que se van a sentar a entrevistarse con la prensa- y/o la distribuidora.

Los elevados (y lógicos, cuando hablamos de producciones de millones de dólares) presupuestos de las majors norteamericanas para el lanzamiento de sus producciones han llevado a que la fórmula de estos encuentros suela tener un mismo patrón casi siempre: viaje express de los talents a cada ciudad del mundo planificada, reserva de hotel de lujo para una noche o dos, un día de entrevistas en una de las suites de ese hotel, para mayor comodidad de los protagonistas, muchas veces precedido de rueda de prensa y sesión de fotos o photocall. También, en muchas ocasiones, realizan premier con invitados y nuevo photocall. Además, suelen acudir a programas de televisión con entrevistas en vivo, grabadas o en falso directo. Aunque, la verdad, cada vez son menos los espacios diseñados en España como programas de entrevistas. A todo, hay que sumarle la distribucón a los periodistas del press-kit, hoy en día ya digital, con los meteriales promocionales, donde también se incluyen entrevistas grabadas a los talents.

Las redes sociales han ampliado el campo de promoción de una forma económica y cada talent mantiene las suyas con decenas de miles o cientos de miles -si no millones- de seguidores, aunque, eso sí, estos pueden no pasar por taquilla para ver una película, como ya hemos visto en renombrados casos con títulos protagonizados por actores con millones de seguidores que han sido un fracaso en taquilla. Las redes, por supuesto, se convierten en aliadas para ampliar el eco de cada visita, por lo que sigue siendo un «must» muy valorado este viaje de promoción de actores y director por diversas ciudades del mundo para dar más visibilidad al estreno de la película en cuestión.